top of page

La Aventura Inesperada

Ahora que ya estás en tu casa, te recibo con amor incondicional desde mi estado atónito, aún sin saber quién soy y menos aún el ser pequeñito que habla sólo con miradas intensas a pesar de la inmadurez de tus ojos.


Hace meses cuando supe que empezaras a manifestarte dentro del amor de mi vida, acepté que alumbrases las partes de mí que nadie ha conseguido enseñarme. Ni siquiera tu madre que me apaciguó la guerra dentro de mí sabe convencerme de que la luz en la que quiero confiar deslumbra dentro de mi sentir.


Tu llegada me ha desenraizado de la vida que creía mía. Aquel que responde al guion que perfeccionaba durante tantos años. Mis sueños se esfumaron de un día para otro. La ilusión de vivir en una casa que jamás habría podido pagar se hizo irrelevante, al igual que el emprendimiento que dependía de factores inalcanzables.


Ahora comprendo que nada importa más que el equilibrio entre protegerte y liberarte de mis propios límites. No serás aquel que quisiera haber sido, sino el protagonista de tu película. Aunque elijas experimentar situaciones que me aniquilaron a mí, respetaré tus pasos para que aprendas de cada caída. A veces me costará quedarme en tu sombra sin poderte avisar a susurros de los peligros adelante. Sin embargo, allí estaré siempre, hijo mío para animarte a seguir adelante incluso cuando no sepas ni cómo, ni adónde ir.


Perdóname el miedo que verás de vez en cuando en mi mirada. Soy humano e imperfecto y, por tanto, dudo de mí, de ser un buen padre, de comprenderte sin el juicio que aplico a mí mismo. Pero sólo serán momentos porque sé que la aventura que nos espera a ti, a tu madre y a mí va a ser la mejor y única manera de realmente entender quiénes somos.


コメント


Buscar por tags

Sígueme

  • Instagram
  • Facebook Basic Square
  • Icono social LinkedIn
Entradas recientes
bottom of page